MONTERREY, México- Con un gran partido del italiano Sebastián Giovinco, el Toronto FC se metió este martes 13 de marzo al “Volcán” para caer 2-3 ante los Tigres de la UANL (global 4-4), y meterse a las semifinales de la Liga de Campeones de la CONCACAF.

Foto: Twitter

Como era de esperarse toda la iniciativa en el primer lapso fue para los Universitarios, que tras 20 minutos de estudio y poco futbol, comenzaron a crear acciones de peligro en el arco canadiense.

Al 23´ André-Pierre Gignac desbordó por izquierda, llegó a línea de fondo y mandó el centro raso a la llegada de Jesús Dueñas, quien remató a bocajarro en el área chica justo a la ubicación del portero Alex Bono.

Rebasada la media hora de juego en el “Volcán” Tigres volvió a avisar con un trazo largo de Juninho que Gignac no pudo conectar adecuadamente tras ganarle la espalda a su marcador y sobre todo por el achique de Bono.

Para el complemento Ricardo Ferretti ingresó a la cancha a Jurgen Damm en lugar de Ismael Sosa buscando mayor profundidad y desborde por banda derecha.

Al 50´ Toronto buscó incrementar la ventaja en el global con un disparo en tiro libre del italiano Sebastián Giovinco que fue sin problemas a las manos de Nahuel Guzmán.

Trece minutos más tarde la afición auriazul en las tribunas recibió un auténtico baldazo de agua helada con el autogol de Rafael Carioca, que luego del desborde de Giovinco por izquierda no pudo rechazar adecuadamente e terminó mandando la pelota al fondo de su portería.

La reacción felina no se hizo esperar y al 68´ Eduardo Vargas igualó los cartones con un cabezazo en tiro de esquina tras la peinada de Damm a primer palo, 1-1 y había partido.

Cuando parecía que los de casa le daban vuelta a la tortilla Giovinco volvió a hacer de las suyas con el 1-2 de The Reds. Al 73´ el ex Parma y Juventus disparó de tiro libre y, con cierta colaboración de Nahuel, concretó la anotación y buena parte del boleto a las semifinales.

Tigres tardó en asimilar el segundo golpe recibido y fue hasta los minutos finales cuando espabiló y se metió al partido con el 2-2 de Gignac, que luego del centro de Dueñas dentro del área remató a placer para darle cierta vida a su equipo.

Sobre la hora el francés pudo poner a los suyos a un gol de la clasificación con un disparo cruzado dentro del área que se fue dramáticamente por un lado del poste derecho de Bono.

En tiempo agregado el árbitro central se inventó un penalti para Tigres por presunta mano de Gregory van der Wiel a un tiro de Javier Aquino. Gignac cobró, anotó el 3-2 y puso a Tigres a un gol del milagro.

Ya no hubo tiempo para la remontada épica y de esta manera Toronto FC consiguió merecidamente su boleto a las semifinales de la Concachampions, donde enfrentará al ganador del cruce entre Tauro FC y América, las Águilas llevan ventaja 4-0 en el global).