AMSTERDAM, Países Bajos- El 8 de julio de 2017, Abdelhak Nouri, mediocampista del Ajax de Amsterdam, colapsó en un duelo frente al Werder Bremen, parecía haber fallecido en la cancha. Minutos después el club confirmó que, debido a una arritmia cardíaca, el jugador había recibido un daño cerebral permanente que lo alejaría de las canchas de por vida, este martes 21 de agosto, su familia dio a conocer, que el jugador ha despertado.

El ex jugador de Ajax, Appie Nouri despierta de su coma.
Su familia apenas dio a conocer que el jugador lleva unos días despierto y que ya puede comunicarse con ellos (Foto Twitter).

La situación de Appie Nouri mejoró en los últimos meses, de acuerdo a su hermano Abderrahim. El pariente del holandés mencionó que su estado neurológico está mucho mejor que tiempo atrás, pues por primera vez, el ex futbolista fue capaz de comunicarse.

Eso no significa que Nouri ya pueda hilar palabras u oraciones. Él está despierto y consciente y ya puede comunicarse con algunos movimientos como abrir la boca o cerrar los ojos, además de entender lo que su familia le dice, como bromas o cuando él debe comer, pero físicamente él es prácticamente incapaz de moverse.

“A veces sale a sentarse en su silla de ruedas. Antes esto era muy difícil, ha sufrido muchos altibajos, pero por si mismo no puede mover más que su cabeza” señaló su hermano.

La familia del ex futbolista está esperanzada de que pueda recuperarse al 100%, pero se ve muy difícil. Lo positivo es que ahora, Nouri permanece despierto y mejora día con día.

Ajax se desligó de toda responsabilidad hasta junio de este año, cuando admitió que el tratamiento al jugador no fue el correcto mientras se hallaba inconsciente, y que esos minutos que pasó sin aire fueron los que provocaron el daño a su cerebro. Estas declaraciones llegan después de un largo caso en la corte neerlandesa, en donde la familia Nouri ha buscado una compensación económica por parte del equipo.

Con Ajax, Appie Nouri fue un jugador ejemplar en la cancha y en su comunidad. El joven de apenas 21 años de edad jugó 9 partidos con el primer equipo de la escuadra de Amsterdam y disputó más de 30 encuentros con las divisiones menores de la selección de su país.