Por: Alfredo Martínez Martiñón/@martinezmartion

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- Luego de la derrota ante Tigres en su propia cancha por 2-0, Monarcas amaneció en el fondo de la tabla porcentual que decidirá el descenso, pues se combinó con la victoria de Necaxa, quien desde el inicio del Apertura 2016 era el sotanero.

Sin embargo, como el promedio de los Rayos es variable al ser el equipo benjamín de la Primera División, si entra en mala racha estará de nuevo en el último sitio para regresar a la Liga de Ascenso.

Por ahora, Morelia ocupa el peldaño más bajo, al tener un cociente de 1.1316, donde sus rivales cercanos son Chiapas y Veracruz, con 1.2237. Traducido a puntos, la Monarquía acumula 86 unidades, por 93 tanto de Jaguares como de los Tiburones Rojos; es decir, siete abajo. Puebla está con 94, mientras Cruz Azul y Tijuana se ubican en 96, 10 arriba de los morelianos.

Necaxa subió al lugar 15, al promediar 1.25, producto de 10 puntos en ocho partidos, y para permanecer en el máximo circuito del balompié mexicano deberá sumar en éste y el próximo torneo, arriba de 40 unidades.

En tanto, los pupilos de Enrique “Ojitos” Meza, con 12 puntos y a falta de 26 partidos del actual y el siguiente campeonato, tiene la obligación si no quiere perder la categoría, de alcanzar el mayor número de triunfos y superar los 50 o esperar las derrotas del equipo de Aguascalientes para así mantenerse en primera.

No obstante, ya involucró a Chiapas, Puebla y al mismo Cruz Azul, quienes si entran en mala racha se llevarían un susto.

Monarcas tienen 35 años consecutivos en Primera División, después de lograr el ascenso en 1981 al derrotar al Tapatío 2-1 con goles del emblemático Horacio Rocha.

En ese lapso ha logrado un campeonato de liga en el torneo Invierno 2000, cuando en penales venció al Toluca 8-7, así como uno de copa, en el Apertura 2013, tras ganar al Atlas 6-4, también desde los tiros de los 11 pasos.