BARCELONA, España- Este martes 24 de julio el Barcelona se tomó una pequeña venganza de la eliminación en UCL ante la Roma hace unos meses al “robarle” la contratación del extremo brasileño Malcom Silva por las próximas cinco temporadas dentro de LaLiga.

Cortesía Twitter: @FCBarcelona_es

Hasta hace 24 horas la incorporación del jugador con la Roma parecía inminente, toda vez que el equipo Giallorossi había llegado aparentemente a un acuerdo con el Girondins de Bordeaux.

Los Culés se avivaron y con bombo y platillo anunciaron en sus redes sociales la llegada del carioca a cambio de 41 millones de euros hasta el final de la campaña 2022-2023.

Malcom militó los pasados tres años con el Bordeaux de la Ligue 1 de Francia, donde disputó más de 70 partidos anotando 16 goles.

En su web oficial los blaugranas informaron que mañana miércoles su nueva contratación se realizará los exámenes médicos pertinentes para posteriormente viajar a Estados Unidos e incorporarse a la pretemporada junto con el plantel que participará en la International Champions Cup.

La entidad catalana destacó las virtudes de Malcom Filipe Silva de Oliveira: “Se trata de un jugador atrevido, veloz y con un gran golpeo de balón. A pesar de ser zurdo, domina a la perfección las dos piernas, y se encuentra cómodo en ambas bandas, aunque suele desarrollarse como extremo por la derecha”.


“Una de sus virtudes es la verticalidad. También la capacidad de desequilibrar las defensas rivales, así como la facilidad de llegada al área rival. Además, Malcom destaca por ser un futbolista con mucho control del balón y con un gran poder de asociación con sus compañeros, una de las bases del fútbol azulgrana”.

Finalmente, Malcom se une al defensor central francés Clement Lenglet y al mediocampista brasileño Arthur como los fichajes del Barcelona hasta el momento en el mercado de verano 2018.