El golfista estadounidense, Tiger Woods, canceló una conferencia de prensa previo al inicio del torneo que se está desarrollando en Riviera por los problemas de la espalda que lo aquejan desde hace unas semanas y por el cual está fuera de cualquier actividad del tour.

Los doctores le recomendaron conservar reposo y tener una posición horizontal para mermar el dolor. Woods es el anfitrión no oficial del certamen por disputarse en su ciudad natal, pero no ha podido ver actividad en ese recinto desde el 2006.