Los canadienses Tessa Virtue y Scott Moir ganadores de la medalla de oro en la danza sobre hielo en Pyeongchang 2018.
El arte de los canadienses Tessa Virtue y Scott Moir los elevó a lo más alto del podio olímpico por segunda vez en su carrera (Foto Twitter).

PYEONGCHANG – Los canadienses Tessa Virtue y Scott Moir se proclamaron como unos de los máximos exponentes de todos los tiempos de la danza sobre hielo del patinaje de figura al ganar el oro en los Juegos Olímpicos de Invierno Pyeongchang 2018.

Virtue y Moir recuperaron el trono conseguido en la justa de Vancouver 2010, luego de haber obtenido la presa de plata en Sochi 2014.

Los franceses Gabriella Papadakis y Guillaume Cizeron, quienes en la jornada anterior se volvieron tema viral en redes sociales a nivel mundial por un desperfecto en el vestido de Gabriella que dejó expuesto su pecho, se quedaron con el metal plateado, mientras que los estadounidenses Alex y Maia Shibutani se llevaron el bronce.

Los canadienses Tessa Virtue y Scott Moir ganadores de la medalla de oro en la danza sobre hielo en Pyeongchang 2018.
Tessa Virtue y Scott Moir, representantes de Canadá, se consagraron como los mejores exponentes del mundo en la danza sobre hielo (Foto Twitter).

Papadakis y Cizeron superaron su propio récord mundial de puntuación, sin embargo, ello no fue suficiente para llevarse la gloria porque Virtue y Moir les siguieron con otro nuevo récord mundial de puntuación con una marca total de 206.07 puntos tras los 122.40 conseguidos en su danza libre de este martes 20 de febrero.

Los canadienses patinaron al ritmo de “El Tango de Roxanne” y “Come What May”, ambos de la película “Moulin Rouge”, tras lo cual el público estalló en una ovación que presagiaba el triunfo.

Papadakis y Cizeron realizaron su danza libre al ritmo de “Serenata a la luz de la Luna” de Ludwig Van Beethoven y sumaron 123.35 puntos para un total combinado de 205.28 puntos. Aunque la música es muy socorrida en muchas competencias, la interpretación de los franceses resultó muy original.

Los Shibutani demostaron excelente técnica para interpretar “Paradise”, del grupo Coldplay. Los hermanos estadounidenses tuvieron una excepcional competencia con 114.86 puntos en la danza libre para un combinado de 192.59 puntos.