Este lunes 17 de julio, a través de un comunicado emitido en su portal oficial, los Celtics de Boston anunciaron la contratación por un día del veterano, Paul Pierce, quien podrá retirarse con el “equipo de sus amores”, durante la próxima temporada de la NBA.

Pierce, de 39 años, defendió los colores de Boston durante 15 temporadas, consiguiendo el título de la NBA en 2008 al derrotar en las finales 4-2 a los Lakers de Los Ángeles.

Posteriormente militó para los Nets de Brooklyn (2013), Wizards de Washington (2014) y Clippers de Los Ángeles (2015-2017), respectivamente.

En el comunicado emitido, el copropietario de los Celtics, Wyc Grousbeck, se mostró contento por la reincorporación del 10 veces nominado al Juego de Estrellas de la NBA: “nos sentimos honrador porque Paul Pierce ha decidido retirarse como un ‘celtic’. Está entre los mejores Celtics. Se trata de un campeón dentro y fuera de la cancha. Le felicitamos por su carrera de Hall of Fame y esperamos ver pronto su número retirado en el TD Garden”.

Por su parte Pierce se dijo agradecido por la posibilidad de retirarse con Boston: “es un honor tener esta oportunidad de poder decir de nuevo que soy un Boston Celtic. La organización y la ciudad me acogieron y me hicieron uno de los suyos. No podía imaginar la posibilidad de terminar mi carrera de otra manera. Soy un ‘celtic’ para toda la vida”.

En su primera etapa con los Celtics, Paul Pierce contabilizó un promedio de 21.8 puntos, 6 rebotes, 3,9 asistencias y 1,9 robos por partido en un total de 1.102 partidos disputados, 1.099 de ellos como titular.