Richard Sherman, esquinero de los Seattle Seahawks, sufrió rotura de tendón de Aquiles y se perderá el resto de la temporada 2017 de la NFL.
En una jugada en la que detuvo al receptor John Brown, de los Cardenales, se terminó la temporada para Richard Sherman (Foto Twitter).

SEATTLE – La agridulce victoria de los Halcones Marinos de Seattle en el jueves por la noche de la semana 10 sobre los Cardenales de Arizona fue a un alto costo por la rotura de tendón de Aquiles que sufrió el estelar esquinero Richard Sherman, quien nunca se había perdido un solo partido en su carrera en la NFL.

Tras el partido el entrenador Pete Carroll confirmó la mala noticia para Seattle: “Los médicos son realmente claros al respecto, él (Sherman) se rompió el tendón de Aquiles. No hay modo de regresar de ello sino hasta que eres operado”.

Richard Sherman, esquinero de los Seattle Seahawks, sufrió rotura de tendón de Aquiles y se perderá el resto de la temporada 2017 de la NFL.
Richard Sherman ya presentía que sufriría la rotura del tendón de Aquiles desde que sintió molestias tras el juego del 8 de octubre contra los Carneros. En Arizona, se terminó su temporada (Foto Twitter).

Sherman, verdadero defensivo secundario de nivel All-Pro, se lesionó durante el tercer cuarto cuando persiguió y detuvo a John Brown, receptor de los Cardenales, quien logró una jugada de 18 yardas.

Los Halcones Marinos tendrán que jugar el resto de la temporada sin Sherman por primera vez en su carrera, a partir de que fue reclutado para la temporada 2011. Nunca se había perdido y su cadena de partidos consecutivos era de 105 en temporada regular y 12 en playoffs.

Richard Sherman, esquinero de los Seattle Seahawks, sufrió rotura de tendón de Aquiles y se perderá el resto de la temporada 2017 de la NFL.
No sólo los Halcones Marinos sino que toda la NFL pierde a otra gran estrella por lesión en 2017, el esquinero Richard Sherman (Foto Twitter).

Sherman había hecho comentarios a la prensa después del partido contra los Carneros de Los Angeles del pasado 8 de octubre con respecto a lo que se perfilaba como una seria lesión: “dijo que eventualmente se le rompería, pero quiso seguir jugando por sus compañeros Seahawks”, señaló Greg Bell, reporteo del periódico News Report.

Al llegar al partido en Arizona, Sherman seguía demostrando que es un esquinero de gran nivel competitivo al totalizar 31 tackleadas, dos intercepciones y seis pases defendidos en 2017. El veterano de 29 años es considerado el corazón de la defensiva secundaria de Seattle, a la que se le conoce como “la Legión del Boom”. A pesar de jugar con diversas lesiones la temporada pasada, inició los 16 juegos, registró 58 trackeadas y cuatro intercepciones y fue llamado a su cuarto Pro Bowl consecutivo.