Este martes 11 de julio se vieron las caras el mejor libra por libra de la historia, Floyd Mayweather y al campeón ligero de la UFC, Conor McGregor en la rueda de prensa que dieron ambos peleadores en el Staples Center de Los Ángeles, de cara a su pelea del próximo 26 de agosto.

Desde un principio se empezó a generar el espectáculo y el show por ambas partes; el momento de mayor tensión se produjo cuando ambos abandonaron el atril donde dieron sus también tensos alegatos iniciales para plantarse uno delante del otro apenas a unos centímetros. Ahí se dijeron de todo.

Conor McGregor llegó con un peculiar traje
Conor McGregor llegó con un peculiar traje (Foto Twitter).

El irlandés llegó vestido con un traje elegante muy peculiar de raya diplomática: cada una de estas líneas estaba formada por la expresión ‘fuck you’ (“que te jodan”), mientras que “Money” prefirió llegar con una sudadera con los colores de la bandera estadounidense, una gorra negra  y un pantalón negro, por lo que rápidamente Connor declaro: “viste unos pantalones, no tiene dinero para un traje”, haciendo referencia a los problemas monetarios de Floyd, sin embargo este no titubeo y dijo “Conor es un luchador de 6 o 7 cifras, yo soy de 9”.

Mayweather vs McGregor
Floyd Mayweather Jr: “Se necesitan a dos grandes guerreros para hacer una pelea como esta” (Foto Twitter).

McGregor amenaza con abandonar reglas de boxeo contra Mayweather.

“Mientras me hable con respeto, me enfrentare a él con las reglas del boxeo, me conformaré con las reglas del Marqués de Queensbury. Si él me desestima durante esta gira o durante el combate, entonces tal vez podría simplemente conectar un codazo en su ceja… Mientras él sea agradable, callado y respetuoso, si no lo hace, si su cabeza baja hacia abajo, podría simplemente realizar un estrangulamiento. Tres segundos son suficientes para dormir a un hombre”

Conor McGregor
McGregor “Espero un referee parejo, saldré a dar lo mejor de mi, soy un profesional” (Foto Twitter).

Ambos luchadores aseguraron un nocaut en la pelea que muchos consideran la pelea del siglo y otros un insulto al deporte, puesto que ambos se pertenecen a disciplinas distintas.

Su gira seguirá este miércoles 12 de julio en Toronto (Canadá), el  jueves en Nueva York y el viernes  finalizaran en Londres.