Los Halcones de Atlanta y Devonta Freeman llegaron a un acuerdo este miércoles 9 de agosto para una renovación de contrato de cinco años y $41.25 millones de dólares, que le pagará en promedio $8.25 millones por temporada, convirtiéndolo en el corredor mejor pagado de la NFL.

Freeman viene de la mejor de sus tres temporadas en la NFL, donde consiguió una marca de 1079 yardas por tierra y un récord personal de 4.8 yardas por acarreo, algo que ningún corredor de los Falcons había logrado desde que Michael Turner lo hiciera en 2010 y 2011, además de que ha sumado 11 touchdowns terrestres en cada una de las últimas dos temporadas que le llevaron al Pro Bowl.

“Estamos muy contentos de haber podido conseguir esta extensión”, dijo el gerente general de los Halcones, Thomas Dimitroff, en un comunicado. “Devonta encarna todo lo que estamos buscando en un Falcon, y estamos orgullosos de que él pueda pasar su carrera aquí en Atlanta”.

Previo a este contrato, LeSean McCoy de los Búfalos era el corredor mejor pagado con $8.01 millones de dólares por año, seguido de Doug Martin de Tampa Bay con $7.15, a la espera de que Le’Veon Bell firme su contrato como jugador franquicia con los Steelers que le pagaría $12.12 millones en 2017, algo que el jugador no ha firmado en busca de un contrato de mayor duración.