MONTERREY- Con el reglamento en la mano y sufriendo hasta el pitazo final, Tigres se clasificó a las semifinales del futbol mexicano, tras empatar con León 1-1 (global 2-2), en el juego de vuelta de los 4tos de final celebrado en el Estadio Universitario de San Nicolás de los Garza.

Cortesía Twitter: @clubleonfc

La primera de peligro fue para los Panzas Verdes al 11´, que con un potente disparo de Álvaro Ramos, exigieron a tope a Nahuel Guzmán para evitar la caída de su arco.

Nueve minutos después, André Pierre Gignac despertó de su letargo goleador, conectando de cabeza sin marca en un tiro de esquina, para el 1-0 de los Universitarios.

León no se achicó pese al gol encajado y, apenas tres minutos después, anotó el 1-1 por conducto de Andrés Mosquera, que aprovechando un rebote dentro del área, fusiló de derecha a Guzmán y había partido en el “Volcán”.

Antes de irse al descanso, Gignac tuvo el 2-1 para encaminar el boleto a semifinales, pero su impacto por arriba del achique de William Yarbrough, se fue apenas por un lado de la portería.

Cortesía Twitter: @clubleonfc

Recién iniciado el complemento, el ariete galo volvió a perderse su segundo tanto de la noche. Al 48´, tras un error de la zaga rival en zona baja, enfiló al arco y de nueva cuenta su remate se fue rosando el poste derecho del León.

La visita contestó con un disparo de Ramos a pase de Andrés Andrade, que se fue ligeramente desviado de la cabaña regia.

A 10 del final, Mauro Boselli se perdió el gol de la clasificación, tras recibir el balón ingresando al área, estrelló su impacto en la defensa rival, dejando con el “Jesús en la boca” a los “Incomparables” en las tribunas.

El tiempo ya no le alcanzó a León para concretar el gol de la victoria y, gracias a su mejor posición en la tabla, Tigres avanzó a las semifinales del Apertura 2017.